Ser un fantasma és guai

Antonio Ladrillo es un mago de la felicidad. Todo lo que toca nos hace sonreír.
It's Nice That
La repetición con pequeñas variaciones, tanto a nivel gráfico como literario, es una de las características más significativas de su trabajo.
Mincho Magazine
Además de influencias del graffiti, el arte contemporáneo o ilustradores como Olle Eksell, David Shrigley, o Bruno Munari, Antonio es un gran aficionado a… Super Mario.
O Fluxo

Cuando cae la noche y el mundo parece haberse detenido, el fantasma empieza su jornada. Los mínimos ingredientes para un álbum silencioso e íntimo, que sin embargo fluye repleto de alegría, porque el fantasma también es un niño capaz de encontrar humor y alegría en todas partes.

Colección Fulgencio Pimentel e hijos
978-84-16167-47-0
octubre 2016
Cartoné
16,8⨉23 cm
32 páginas
Color
Catalán
Traducido por Jordi Esteve