György Faludy

Alfonso Martínez Galilea

AMG

Alfonso Martínez Galilea (Logroño, 1959) es poeta, editor, traductor y librero. Entre 2000 y 2010 dirigió las Jornadas de Poesía en Español, cita ineludible para conocer de primera mano la obra de muchos de los poetas más importantes del último medio siglo, a este y el otro lado del Atlántico. Ha publicado Teatro en llamas (Serie B, 1981) y 5 Poemas para dibujos de Tito Inchaurralde (Creator, 2004); las antologías Poetas hispanoamericanos en las Jornadas de Poesía en Español (Cultural Rioja, 2011) y 14 Poetas Riojanos (Cultural Rioja, 2012) y una edición de la poesía erótica de Samaniego, Veintidós cuentos picantes (Pepitas de Calabaza, 2012). Asimismo, suyas son las ediciones del poemario Por una mata de Pascua de Rafael Alcides (Fulgencio Pimentel, 2011) y el relato autobiográfico Días felices en el infierno de György Faludy (Fulgencio Pimentel/ Pepitas de calabaza, 2014), del que fue también traductor. En el intervalo de 1991 a 2011, como AMG Editor, publicó medio centenar de libros, entre los que se cuentan obras de Manuel de las Rivas, José Ramo, Carlos Mastronardi, Fernando Quiñones, Lorenzo Martín del Burgo, José Ignacio Foronda, Raúl Rivero, Manuel Díaz Martínez, Rafael Alcides, Paulino Lorenzo, Alejandro Bekes, Pablo Anadón, Eduardo Halfon y otros. Fue también coordinador de la revista Calle Mayor (1985-1989) y de la colección Biblioteca Riojana (Gobierno de La Rioja, 1991-1995).

 

 

    

 

Avance de novedades 2014-2015

¡Alegría! Es el momento de compartir algunas de las novedades previstas para el último trimestre de 2014 y el primero de 2015 en casa Pimentel, que también es la suya.

CÓMIC                                                                                                        

JOANN SFAR
, L'Amour (El amor sin amor)

22 x 24 cm. 228 págs. Tapa dura. Color. Octubre 2014.

Continuación y conclusión de Vampir, completando así una de las series más celebradas de Joann Sfar –no en vano entró en la lista de bestsellers del New York Times en su edición norteamericana–, L'Amour vuelve a girar en torno a las andanzas amorosas del vampiro Fernand, la intrigante lolita Aspirina y sus otros colegas de ultratumba. Sfar dobla la apuesta de Vampir, introduce a nuevos y carismáticos personajes y los aboca a todos al paroxismo amatorio. Con un tono romántico y humorístico, Joann Sfar utiliza sus historias de sesgo fantástico para tratar con tanta ligereza como profundidad temas como el judaísmo y su herencia, el deseo y la sensualidad, el amor y su pérdida, el dolor y la alegría de vivir.



OLIVIER SCHRAUWEN,
 Arsène Schrauwen II

22 x 26,5 cm. 72 págs. Rústica con sobrecubierta. Bitono naranja y azul. Noviembre 2014.

Olivier Schrawen (Brujas, 1977) es uno de los grandes valores del cómic contemporáneo, y Arséne Schrauwen su trabajo más accesible y ambicioso. Si en el primer volumen participábamos del viaje del abuelo Arsène al Congo belga, un viaje lleno de sombras, descubrimientos y pasiones sobrevenidas, en este segundo asistimos a la terrible confirmación de todos ellos. Con un estilo cerebral que no renuncia al humor y a la emoción, el autor de El hombre que se dejó crecer la barba y Mowgli en el espejo alcanza aquí el ecuador de su trilogía, abriendo de nuevo sendas inexploradas en la percepción de lo fantástico y reformulando el cómic más clásico para alcanzar una armonía insólita entre la vanguardia gráfica más osada y el sabor imperecedero de los clásicos de aventuras. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

JULIE DOUCET
, Cómics 1986–1993

JULIE DOUCET
, Cómics 1994–2010

17 x 24 cm. 272 págs. Tapa dura. B/N. Los primeros 150 ejs. incluyen un exlibris firmado y numerado por el autor.

Tomo 1: Noviembre 2014. Tomo 2: Marzo 2015.

Ferocidad e inocencia, actitud punk y costumbrismo, decenas de sueños trasgresores y retazos de vida adolescente en toda su crudeza. Todo eso y mucho más se da cita en dos volúmenes esenciales que reúnen todos los cómics (muchos de ellos inéditos) realizados por la autora canadiense a lo largo de toda su carrera. Figura fundamental para entender el trabajo de varias generaciones de autores de todo el mundo, de Joe Matt a Sammy Harkham, de Michel Rabagliati a Powerpaola, de Chester Brown a Marjane Satrapi han reconocido la influencia fundamental de la Doucet en su obra. En Fulgencio estamos locos de gozo porque Julie Doucet también cambió nuestra forma de leer tebeos, y ahora por fin podemos presentar todos los suyos en una edición completa y cronológica. Hablamos de cómics de importancia artística e histórica, que brillan con luz propia entre los de sus contemporaneos y que seguirán influyendo a nuevas generaciones de autores y autoras en años venideros.

(Cubierta provisional)

GERARD LAUZIER, Las cosas de la vida

23,5x 32 cm. 296 págs. Tapa dura. Color. Noviembre 2014.

"Lauzier sería capaz de pensar mal en medio de una corte de arcángeles". –René Goscinny

El hombre que escribió "Detesto ver a los jóvenes felices" es sin duda nuestro hombre. Ningún otro autor ha retratado con tanta ironía y ferocidad el mundo, riéndose de nosotros en cada una de sus páginas, con elegancia inigualable, sin compasión y de forma equitativa, porque nos odió a todos por igual. Las cosas de la vida presenta en un solo volumen la colección completa de sus Tranches de vie, aportando los capítulos que fueron expurgados de su edición española y permanecían aún inéditos en nuestro país. Los cuatro puntos cardinales de su narrativa –la lucha de clases, la guerra de los sexos, la crisis narcisista de la adolescencia y la crisis inclemente de la madurez– se unen para edificar una biblia del Mal que permanece hoy más vigente que nunca, azote de miserables e hipócritas de todo signo y condición.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

(Cubierta provisional)

MIRENA OSSORNO, Sensación de vivir

64 págs. B/N. Diciembre 2014.

A nosotros nos conquistó con una breve historieta publicada en la revista online Tik-Tok, pero Mirena Ossorno (Denia, 1987) lleva media década diseñando carteles, libros y discos, embarcada en proyectos de autoedición como Sueño Samoano y Bulbasaur (este último junto a Andrea Alvarado y Blanca Miró) y colaborando en multitud de otras iniciativas, como el primer número de la revista monográfica GONG, que ha protagonizado íntegramente con sus magníficos patrones. Palabras mayores, Sensación de vivir es su primer cómic largo, una comedia urbana con ingredientes de tragedia, crimen y romance cuyas esencias enlazan directamente con el imaginario artístico que la Ossorno ha ido desplegando en su obra precedente, tan influido por el cine, la música y la moda como por el cómic y la ilustración. En su estilización, salpicada de diálogos desapasionados y vocacionalmente frívolos, Mirena nos habla de un aquí y un ahora absolutamente personales y no por ello menos reconocibles, un ethos formado tanto por dudas, inseguridades y estrecheces como por bares, scooters y pruebas de embarazo.

 

ANDREA PAZIENZA, Zanardi

20 x 26,5 cm. 128 págs. Color y B/N. Diciembre 2014.

ANDREA PAZIENZA, Pompeo

20 x 26,5 cm. 128 págs. B/N. Abril 2014.

Veinticinco años después de su muerte, el culto alrededor de la figura de Andrea Pazienza sigue extendiéndose de manera constante en el arte, la música, el cine y la literatura de su Italia natal, mientras su nombre empieza a sonar cada vez más insistentemente fuera de sus fronteras. Pazienza dejó tras de sí un legado que aún hoy impacta por su brutalidad, su sensibilidad y su lirismo. Prolífico hasta lo inverosímil, su talento innato para el dibujo y su oído para capturar la esencia de la calle le convierten en uno de los mayores narradores gráficos de todos los tiempos. En Zanardi, una de sus obras más conocidas e influyentes, Pazienza retrata a toda una generación de jóvenes amorales y hedonistas, sofocada por un entorno asfixiante que sentimos asombrosamente cercano al actual. Pompeo, novela gráfica definitiva de su autor, es la crónica autobiográfica de su decadencia y uno de los libros más personales de la década de los 80. Para nosotros es un honor iniciar con estos dos títulos la publicación de los tebeos de Andrea Pazienza, uno de nuestros autores fetiche más leídos y admirados.

SIMON HANSELMANN, Bahía de San Búho

  

20 x 26,5 cm. 176 págs. Color. Los primeros 150 ejs. incluyen un exlibris firmado y numerado por el autor. Enero 2015.

Simon Hanselmann se ha convertido en un fenómeno dentro del cómic independiente mundial y en Fulgencio estamos orgullosos de haber publicado, de lejos, la colección más completa y exhaustiva de sus cómics hasta la fecha. Bahía de San Búho cumple con creces lo que promete y cierra el círculo narrativo iniciado en Hechizo total de forma magistral. Las aventuras de Megg, Mogg & Owl entran en una nueva fase que dejará a los seguidores de la sitcom australiana con la boca abierta, conducidos de nuevo por una senda de sadismo, romanticismo, toxicidad y vacío hasta desembocar en un desenlace final inesperado y, por una vez, lleno de esperanza. 

JOE MATT, Peepshow. El diario en tebeos de Joe Matt

Cómic-epílogo de Seth. 22 x 29 cm. 108 págs. Tapa dura. Color. Marzo 2015.

Respondiendo a algunos lectores, queremos aclarar de entrada que este Peepshow no es el mismo que serializó con el mismo nombre La Factoría de Ideas allá por el 2000, y luego publicó en un solo tomo Ediciones La Cúpula con el título de Pobre cabrón, sino que corresponde a su verdadero primer libro, inédito en España, que recoge la fase inicial de su producción. Riquísimo en anécdotas, revelador hasta en los más bochornosos detalles, nuestro Peepshow resulta tan hilarante y brutal como cabía esperar, con el incentivo de mostrar el primer encuentro de Matt con sus más celebrados personajes de la vida real: su paciente novia Trish, su amigo de la infancia Dave y sus célebres colegas Chester Brown y Seth. Asistiremos también a las primeras y más concluyentes aproximaciones del ídolo a los polos sobre los que en lo sucesivo giraría su trabajo: el dinero, la educación católica, la escatología, el coleccionismo y la pornografía. Un retrato despiadado de sí mismo, potenciado por su extraordinario dominio de la narración, que dará lugar a situaciones tan cómicas como aberrantes, manteniendo vivo un culto que hace mucho excedió los límites del tebeo underground. 

***

El primer trimestre de 2015 verá también la aparición de cómics de SethOlivier Schrauwen, Tadao Tsuge y Bendik Kaltenborn, a los que seguirán muy pronto títulos de Michael DeForge, Los Bravú y Johnny Ryan, junto a una nueva antología de la casa.

 

INFANTIL                                                                                                   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

VÍCTOR COYOTE, Tío Budo

24 x 29 cm. Tapa dura. 48 págs. Color.

¿Será posible que estemos frente a la primera saga infantil dirigida exclusivamente a sobrinos de todas las edades? ¿Puede un tío ser un tío completo sin conocer los trucos que esconde este álbum magistral? Víctor Coyote, nacido Víctor Aparicio Abundancia (Tui, 1958), es una leyenda de La Movida madrileña, en la que participó de forma determinante con su grupo Los Coyotes. Si la música ha sido a ojos de muchos el pilar de su producción, Víctor ha cultivado desde siempre disciplinas como la narrativa, la pintura, el cómic, el diseño gráfico, la radio y el cine. Prueba de su inquietud es este primer y exquisito Tío Budo, su primera incursión en solitario en el cuento infantil, en la que demuestra una vez más que su talento desborda cualquier encasillamiento. Como regalo definitivo, tras el maravilloso cuento titular, el asombroso Manual del perfecto tío revelará al entregado lector todos los trucos y secretos necesarios para ser el tío modélico que todo sobrino merece.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ATAK, Mundo loco

24,5 x 30,5 cm. Tapa dura. 28 págs. Color. Octubre 2014.

Enmarcado en la amplia tradición de libros infantiles del "mundo al revés", Mundo loco desvela el caleidoscópico y divertido universo del reconocido artista alemán ATAK, alias artístico de George Barber (Frankfurt, 1967), referente permanente del comic underground y el arte de vanguardia alemanes de las últimas décadas. Sin palabras, preciosista y provocador, sencillo en la superficie pero preñado de detalles y referencias de la cultura popular para redescubrir en cada lectura, Mundo loco es un tesoro inagotable, un divertimento anárquico y, por supuesto, un filón educativo.

ESTERHAZY
Irene Dische & Hans Magnus Enzensberger

Ilustraciones de Michael Sowa. Tapa dura. 34 págs. Color. Noviembre 2014.

Coincidiendo con el 25º aniversario de la caída del Muro de Berlín, nadie mejor que el maestro de las letras alemanas y premio Príncipe de Asturias Hans Magnus Enzensberger para fabular ese momento crucial de la Historia contemporánea, en el que él mismo participó de forma determinante. Pero Esterhazy es más: es dos libros en uno. Por un lado, los niños encontrarán una fábula en la mejor tradición clásica acerca de las tribulaciones de un conejo soltero a ambos lados del Muro; por el otro, los adultos leerán una ácida crítica al proceso de reunificación alemán y una sátira sobre muchos de los clichés que penden aún sobre el confuso maremágnum centroeuropeo. Para redondear el conjunto, las mágníficas ilustraciones de Michael Sowa, recordado sobre todo por sus portadas para el semanario The New Yorker y sus lienzos para la película Amélie.

 

LETRAS                                                                                                   
 

LUIS CARLOS LÓPEZ, Hongos de la riba

Colección Poesía. 15 x 21 cm. 176 págs. Noviembre 2014.

Poeta de la provincia y de la burla, único, melancólico y genial, Luis Carlos López (Cartagena de Indias, 1879–1950) protagonizó una epopeya en solitario sin parangón en la tradición poética hispanoamericana del siglo XX. Tras su muerte, su figura no hizo sino agrandarse, culto que ha permanecido hasta nuestros días. Pero fue en fecha tan temprana como 1961 que su obra conoció una antología en la Unión Soviética, prologada y traducida por Ovadi Savich e ilustrada por Yuri Krasny. Esa es, cumpliendo un viejo deseo, la antología que nosotros volvemos a verter al español, respetando tanto la selección como los textos originales, sin olvidar las bellísimas xilografías de Krasny.

PAULINO LORENZO, Las manzanas de oro

Colección Poesía. Solapas de Manuel Díaz Martínez. 10 x 21 cm. 48 págs. Noviembre 2014. 

Autor de la plaquette Ganas de hablar (AMG, Cuadernos de la Selva Profunda, 1997) y de los libros de poesía Devoción privada (Premio Antonio Carvajal, Hiperión, 1999) y Monedas en el agua (Pre-Textos, 2007), Paulino Lorenzo (Logroño, 1975) es sin duda alguna, para quienes componemos esta editorial, el mejor poeta español de su generación. Más por extemporaneo que por periférico, Lorenzo permanecerá como poeta casi secreto para hacer de su lectura un placer aun más hondo y soleado. Esta pequeña colección de versos, dedicada íntegramente a sus hijos Manuela y Darío, sobresale como un diamante engastado dentro una tradición milenaria que tuvo al vástago por genio inspirador y que, entre William Butler Yeats y Baldomero Fernández Moreno, encuentra en Paulino a su más delicado y riente cómplice.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
GYÖRGY FALUDY
, Días felices en el infierno

Edición y traducción de Alfonso Martínez Galilea.

Colección Pepitas & Pimentel. 15 x 21 cm. Rústica con sobrecubierta. 624 págs. Noviembre 2014

La obra maestra del poeta, periodista, traductor y enfant terrible de las letras húngaras del siglo XX György Faludy (Budapest, 1910-2006) es el relato trepidante de quince años en la biografía del autor, que comprenden desde su huida de Hungría (perseguido por el gobierno filonazi) a finales de 1938, hasta su salida del campo de trabajos forzados de Recsk en 1953, donde había sido internado cuatro años antes entre los miles de detenidos a raíz del proceso a Lazsló Rajk, bautismo de sangre del estalinismo húngaro. Editado en inglés en 1962, Philip Toynbee saludó su aparición asegurando que Faludy era «el tipo de persona que todos hubiéramos querido ser, aparte de nosotros mismos». Es obvio que el crítico inglés no se refería al pormenor biográfico de la historia, cuya naturaleza dramática o directamente trágica es difícil ignorar, sino a la actitud vitalista, desinhibida e irónica con que el narrador, el personaje Faludy, encara y afronta los acontecimientos más complejos y las situaciones más deprimentes. Más allá de su interés histórico, como crónica documental del «socialismo real» y como texto pionero de la «literatura del Gulag», el libro es el testimonio de una irrepetible aventura intelectual, aparte de contener, sabia y elegantemente administrados, elementos de todos los géneros y subgéneros literarios. La poesía, la economía política, el erotismo, la historia antigua, el humor, las aventuras, los sueños, el espionaje y el horror se dan cita en ella para componer un relato animado y vivo, poblado de personajes inolvidables y episodios insólitos, que frecuentemente ponen a prueba nuestra credulidad o nuestra capacidad de sorpresa, y que confluyen para dar cuerpo de obra maestra a esa «celebración del triunfo del espíritu humano» que es, en palabras de Thomas Orzság-Land, Días felices en el infierno.

 

 

 

 

 

 

 

 

Días felices en el infierno

Días felices en el infierno

Días felices en el infierno, la obra maestra del poeta, periodista, traductor y enfant terrible de las letras húngaras del siglo xx György Faludy (Budapest, 1910- 2006), es el relato trepidante de quince años de la biografía del autor, que comprenden desde su huida de Hungría (perseguido judicialmente por el gobierno filonazi), a finales de 1938, hasta su salida del campo de trabajos forzados de Recsk, donde había sido internado en 1949, entre los miles de detenidos a raíz del proceso a Lazsló Rajk, bautismo de sangre del estalinismo húngaro. Editado en inglés en 1962, el libro no fue publicado en húngaro hasta 1989, tras la caída del régimen comunista.

Philip Toynbee saludó la aparición de Días felices en el infierno asegurando que Faludy era «el tipo de persona que todos hubiéramos querido ser, aparte de nosotros mismos». Es obvio que el crítico inglés no se refería al pormenor biográfico de la historia, cuya naturaleza dramática o directamente trágica es difícil ignorar, sino a la actitud vitalista, desinhibida e irónica con que el narrador, el personaje Faludy, encara y afronta los acontecimientos más complejos y las situaciones más deprimentes. Más allá de su interés histórico, como crónica documental del «socialismo real» y como texto pionero de la «literatura del Gulag», el libro es el testimonio de una curiosa e irrepetible aventura intelectual, aparte de contener, sabia y elegantemente administrados, elementos de todos los géneros y subgéneros literarios. La poesía, la economía política, el erotismo, la historia antigua, el humor, las aventuras, los sueños, el espionaje y el horror se dan cita en ella para componer un relato animado y vivo, poblado de personajes inolvidables y de episodios insólitos, que frecuentemente ponen a prueba nuestra credulidad o nuestra capacidad de sorpresa, y que confluyen para dar cuerpo de obra maestra a esa «celebración del triunfo del espíritu humano» que es, en palabras de Thomas Orzság-Land, Días felices en el infierno.

Editado en colaboración con Pepitas de calabaza.

Edición y traducción de Alfonso Martínez Galilea.

Esta página web aplica a todos sus libros en catálogo un descuento del 5%, el máximo permitido por la ley. El descuento está ya contemplado en el P.V.P. que se especifica en la descripción de producto. Envío gratuito para toda España.

P.V.P.: 26,00 €. Precio en web: 24,70 €

Noviembre 2014
Rústica con sobrecubierta
15,2 x 21 cm. 624 páginas
978-84-16167-05-0
24,70 €
Días felices en el infierno
Días felices en el infierno
Días felices en el infierno
Días felices en el infierno
La gran llanura húngara

György Faludy

György Faludy

Faludy es el tipo de persona que todos hubiéramos querido ser.

PHILIP TOYNBEE

György Faludy (Joseph George Leimdörfer; Budapest, 1910–2006) da a conocer sus primeros poemas en la primera mitad de los años treinta del siglo pasado y se convierte en colaborador de la publicación liberal Magyar Hírlap, relacionándose con los círculos radicales y socialdemócratas que combaten a los sucesivos gobiernos del régimen autoritario del Almirante Horthy. Pese a que suele considerarse que su trayectoria poética tiene inicio en 1938, cuando aparece Centinela en Pompeya, fueron sus versiones de Heine y Villon publicadas el año anterior las que le consiguieron sus primeros éxitos, sus primeros problemas con la justicia y una gran popularidad. Las Villon Balladái han sido reeditadas en medio centenar de ocasiones, y son uno de los libros de poesía más vendidos de la historia de Hungría. En los años siguientes, Faludy publica las recopilaciones Laudatur. Himnos medievales y la Antología de poetas europeos.

Su actividad pública no deja de provocarle problemas, sobre todo con la extrema derecha húngara. Acosado por varias demandas judiciales por, entre otros cargos, “ofensas a una potencia amiga”, abandona Hungría y se instala en París a finales de 1938. En junio de 1940 abandona París con destino a Casablanca y subsiste en Marruecos hasta el verano de 1941, en que se dirige a Nueva York en un barco de refugiados. En los Estados Unidos se alista en el ejército, participando en distintos episodios de la guerra del Pacífico. Al acabar la contienda, Faludy regresa a Hungría y se incorpora a la vida pública como miembro activo del Partido Socialdemócrata. A finales de mayo de 1949 se desencadena el “caso Rajk”, y en la secuencia de purgas que lo siguen, es detenido y conducido al campo de Recsk. Liberado en 1953, hasta 1956 se gana la vida como traductor, apenas tolerado en los márgenes del régimen. Tras el fracaso de la Revolución de 1956, Faludy sale de Hungría y se instala en Londres, donde dirige la Gaceta Literaria. En 1957 aparece en alemán Tragödie eines Volkes. Ungarns Freiheitskampf durch die Jahrhundert, escrito en colaboracióncon María Tatár (pseudónimo de su esposa, la periodista Zsuzsanna Szegö) y György Pálóczi Horváth, y en 1961 su libro de poemas Emlékkönyv a rőt Bizáncról. En 1962 se publica en la editorial André Deutsch lo que generalmente se considera su obra maestra, My Happy Days in Hell, que no será editado en húngaro hasta la caída del comunismo, en 1989. El libro tendrá un éxito discreto, una magnífica recepción crítica, dos ediciones inglesas y otras dos en los Estados Unidos y será traducido al alemán y al holandés en 1964, y al francés en 1965.

A la muerte de su esposa, Faludy abandona Inglaterra y reside primero en Florencia y luego en Malta. Allí, hacia 1966, Faludy conoce a Eric Johnson, lingüista aficionado, viajero impenitente y bailarín de ballet, que llegaría a ser, en el pintoresco universo de la literatura “neolatina”, el enigmático Ericus Livonius. Ambos convivieron durante los siguientes treinta y cinco años. En 1967 se trasladan a Canadá y se establecen en Toronto. Faludy adquiere la nacionalidad canadiense e imparte cursos en Columbia University, en Wesleyan, Princeton, UCLA, y en la universidad de Toronto, de la que será nombrado Doctor Honoris Causa en 1978, año en el que también aparece la primera antología de su poesía traducida al inglés, East and West. Selected Poems of George Faludy. En 1980 edita en magiar sus Poemas escogidos, un grueso volumen de más de seiscientas páginas. Entre 1983 y 1985 publica una colección de los poemas escritos en el campo de Recsk, las antologías Learn This Poem of Mine by Heart. Sixty Poems and One Speech, y los Selected Poems of George Faludy.

En 1987, con los nuevos aires suscitados por la “perestroika” gorbachoviana, aparece la primera edición (pirata) de My Happy Days in Hell en Hungría. Tras el colapso del imperio soviético, la pareja Faludy-Johnson se muda a Budapest y aparece la primera edición húngara de Días felices en el infierno, reavivándose la popularidad del poeta. Extraordinario orador, sus lecturas públicas congregan a multitudes y sus poemas son frecuentemente musicados, como lo habían sido en los años treinta y primeros cuarenta. Publica dos colecciones de artículos y semblanzas, en las que están presentes muchos de los personajes de Días felices en el infierno. Es candidato al Nobel y obtiene en 1993 el Premio de la Fundación Soros y en 1994 el prestigioso Premio Kossuth a la labor de una vida.

En el orden político postcomunista, la figura de Faludy concita las reservas de distintos colectivos a derecha e izquierda del arco parlamentario húngaro. Su condición de testigo de los horrores del “socialismo real” incomoda a muchos; el ultranacionalismo le reprocha su participación en un oscuro incidente del año 1947, en el que algunos miembros de formaciones de izquierda, Faludy entre ellos, derribaron la estatua del obispo antisemita de Székesfehérvar, el venerable Ottokar Prohászka; y lo que se considera su “libertad de costumbres” no lo hace popular entre los húngaros más conservadores. En 2002 Faludy contrae matrimonio con la joven poetisa Fanni Kovács, convirtiendo a Johnson, al decir de George Jonas, “en el primer hombre de la historia abandonado por un amante de 92 años de edad”. La nueva pareja aviva el escándalo con un reportaje fotográfico en la edición húngara de la revista Penthouse, que se convierte (o eso quiere la leyenda) en el número más vendido de su historia en Hungría. Se dice que Faludy vive un periodo de extraordinaria creatividad. Publica un libro de poemas escrito a medias con su joven esposa y la segunda parte de sus memorias, Después de mis días felices en el infierno. György Faludy fallece en 2006 en Budapest. 

Distribuir contenido